LINK

Foto de Casa Corazón en Madelena

LINK

LINK es el vínculo reciclador entre la comunidad restaurada y la acción restauradora.  Quienes empiezan como beneficiarios se transforman en benefactores:


Una joven que pasa por La Cueva sirve como tutora de niños en un centro comunitario de SuperVacanes y luego estos niños conforman una comunidad de fe que trae sanación a las relaciones del barrio; equipos multinacionales realizan SuperVacas en Pacho de la mano de jóvenes del pueblo que al graduarse del colegio viajan a Bogotá a estudiar y se integran con las comunidades de fe y las dinámicas de servicio locales; un joven sirve en La Guajira y de la amistad con otros jóvenes Wayúu nacen proyectos de pedagogías alternativas para la paz.


Así, los lazos se extienden y el tejido se vuelve más espeso, más funcional.

LINK funciona a través de tres proyectos

Ciudad Corazón

Comunidades locales de fe para crecer y vivir con Jesús.

Ruta60

Peregrinos aprendiendo, sirviendo y empoderando comunidades de fe.

Conexión Wayúu

Encuentro intercultural juvenil para la construcción de paz.

Ciudad Corazón

Ciudad Corazón es el movimiento de Casas Corazón que se reúnen semanalmente en diversas partes de las ciudades y pueblos.


Cada Casa Corazón es una comunidad eclesial de fe donde se come, se comparte la vida, se estudia la Biblia de manera colectiva y participativa, se ofrenda para los más necesitados y se crece en el conocimiento de Dios y en el seguimiento de su hijo Jesucristo.

Puedes encontrar más información sobre Ciudad Corazón haciendo click aquí.

Ruta60

Ruta60 es un proyecto en proceso de incubación que buscará aprovechar las redes de iglesias existentes en Sudamérica para activar núcleos de cristianos que puedan impactar sus comunidades con iniciativas transformadoras.

CONEXIÓN WAYÚU

En el municipio de Uribia apoyamos procesos de capacitación para 32 jóvenes líderes de la denominación cristiana INDIEWACOL. Se trata de jóvenes que quieren ser constructores de paz en sus comunidades y que se reúnen para diseñar colectivamente herramientas pedagógicas aplicables en la vida cotidiana de las rancherías.


Un componente importante de la capacitación ha sido el enfoque en la literatura como creadora de empatía para la paz y la propuesta de una red de bibliotecas públicas gratuitas en las rancherías.  El Ministerio de Cultura donó 35 colecciones LEER ES MI CUENTO como capital semilla para estas bibliotecas.  Y con el apoyo de Colectivo Artístico Júbilo se exploraron iniciativas de difusión radial y audiovisual como herramientas de empoderamiento cultural.